Entradas populares

Melaka, donde los chinos turistean en Chinatown



Puentecito sobre el rio y la catedral de fondo
Melaka o Malacca es una ciudad del Suroeste de Malasia, a unos 200 Kilómetros de Kuala Lumpur. Es un interesante lugar al cual escapar cuando los humos y ruidos de la capital ya empiezan a cargarte un poco. Un lugar para estar unos días tranquilo y perderse por entre las calles de su barrio más popular, Chinatown, y pasear por las orillas del rio al que da nombre. Una ciudad colonial que fue dominada por portugueses primero, después los holandeses y finalmente británicos, antes de que el país consiguiera la independencia, hace tan solo 50 años. Un importante y estratégico lugar de paso de comerciantes chinos, indios y europeos durante siglos. Hoy, al haber mejorado las comunicaciones terrestres y debido al auge del cercano Singapur, Melaka es más una referencia turística que otra cosa.


Pero no deja de tener cierto encanto, aunque a veces, como muchas otras cosas en Asia, ese encanto convive con otras de lo más curiosas para nuestra cultura, o incluso diría que extrañas, exageradas y hasta un punto hortera. Los asiáticos son así. Es parte de su gracia y encanto.

Porque si no, ¿cómo definir las situaciones curiosas que viví estos días haciendo simplemente de observador? Paso a relatar:

Cada mañana, al lado del rio y la plaza principal, 3 o 4 mega-autobuses soltaban  a una legión de chinos/coreanos/japoneses, cargados con cámaras y videos de 8kilos cada uno al hombro, en busca de fundir billetes a la velocidad de la luz (o superior, Einstein estaba equivocado)
Nota: Lo siento, aun me cuesta diferenciar entre chinos, coreanos y hong-kongnianos, aunque japos, thais y vietnamitas los cazo al vuelo.

Al cabo de unas 3-4 horas, la legión terminaba sus operaciones pudiendo volver al autobús camino del siguiente objetivo. Dicen las malas lenguas que hay tours en los que los llevan a ver Penang-Kuala Lumpur y Melaka en dos días, que sería como si te llevaran a ver Palma de Mallorca, Barcelona y Granada en dos días una noche. ¿Qué os parece?

Además, ¿no resulta curioso que los chinos vayan a visitar una ciudad extranjera para ellos y precisamente los lleven a ver sólo Chinatown?

Chinatown
Callecitas con casas esilo colonial
y Palacetes de los jefes, esto es, ingleses y holandeses

Templos chinos, donde es dificil entender tantas cosas...
Bien, sigamos

Al lado de la plaza del reloj, muy cuco todo, te puedes encontrar una parejita de recién casados. Cuando vas a hacerte el amable y les dices lo típico de “Felicidades”, te das cuenta de que has hecho el canelo cuando ves que la parejita de turno solo está allí de reportaje fotográfico “pro”.

Plaza del reloj

yo que iba para dar solo una vueltecita y mira como acabo....
Más...

Al lado mismito de la plaza, al lado de una iglesia anglicana, te encuentras con 6 o 7 rickshaws (bicicleta con carrito para llevar pasajeros) pero de una forma que es indescriptible (ver fotos). Luego te los encuentras por toda la ciudad llevando turistas y con música, y no veas que música, desde discotequera total a heavy metal, así que cuando oyes un ruido lejano que se aproxima, ya sabes que se acerca alguno de ellos y juegas a acertar que “lleva puesto”,¿AC/DC? ¿Freddy Mercury? Abba?, Modern Talking?

Vaya cacharro!
Que molón!
Esperando a la caza de turistas!
Aun un poco más...

Casi todas las ciudades de Malasia suelen tener un barrio chino y otro indio. La verdad es que el país es una sorprendente mezcla de chinos, indios y malayos que conviven en total armonía. Y no os extrañe que lo califique como sorprendente. Yo no me imagino una España en la que cristianos, musulmanes y judíos convivieran hoy en día normalmente. Quizá lo hicieron hace siglos, pero solo de ver el panorama actual en el que ni siquiera nos aguantamos unos a otros siendo de diferentes regiones, ya ni pienso en que ocurriría si además de diferencias regionales o nacionales, las tuviéramos de religión.

Bien, normalmente el barrio chino está lleno de tiendas “de chinos vendiendo de to” y en el indio (que suele llamarse “Little India”) hay también “indios vendiendo de to” y el barrio viene además (de serie) con música atronadora de Bollywood saliendo de todas las tiendas. En general en Asia, en toda esquina todo el mundo “vende de to”.

Pues en Melaka, nada de esto. Little India es una sola calle con casi todo cerrado, ni rastro de tiendas, Bollywood queda muy lejos y la basura aflora en cada rincón. No en vano, no nos extrañó nada ver a un lado de la calle, un cartel en grande puesto por el “goverment” que les advertía, en malayo, en inglés y en indio tamil de “por favor, no ensuciar”. Se ve que los tienen un poco “calados” ya por aquí.

Little India, una calle...
Que quede clarito
Y más cosas. Como siempre, lo mejor, meterte a callejear fuera del bullicio turístico, intentar hablar con alguien aunque no te entiendan nada, responder al clásico “gueryufom” y que te digan “ahhhhh, Bachelouuunaa, Messssiii, Messiii”, tomarte un cendol (un postre de hielo en forma de pirámide con todo tipo de colores, gelatinas, judías, cremas, etc.) en un chino local local, muy muy barato y el mejor de toda la ciudad sin duda, pasear y beber un té de pie en puestitos callejeros, como el que se toma un zurito en la calle y mucho, mucho más.


Un paseito en barco por el rio
También molón el barco


Una colina con una iglesia en ruinas



Una gran pintora
El puente de "Rialto"
La nueva Melaka con edificios de oficinas y parques empresariales
Una clínica de chinos, esta claro no?
Nuestro hotelito
Un zurito, digo tecito por la calle
Así que Melaka dio para mucho, también para descansar, correr un poco, seguir con el alemán a ratos y volver a sentir el run-run de una nueva etapa que acaba de comenzar y que no sabemos a dónde nos llevará

Hasta pronto

8 comentarios:

  1. Sigue disfrutando y contándolo ta bien.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Julian, aqui seguimos pateando, ahora en Tailandia y en mes y medio en Indonesia (espero)
    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Vaya!!!. Otra vez por el sudeste asiático!!. Qué envidia... Y Malaca me trae muchísimos recuerdos...
    A disfrutarlo!!
    Un abrazo desde BCN.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sergio!!

      cuanto tiempo, por donde paras ahora, te hacia x Africa, no en BCN...

      Nosotros en SEA de nuevo si, pero esta vez en plan currelo, Elena currando en Chiang Mai y yo buscando como montar algo x aqui

      Cuentame cosas, como es que andas en espanya tio???

      Un abrazo

      Eliminar
  4. Estuve en Sudán del Sur, con Médicos Sin Fronteras, pero la aventura no salió bien y me volví a BCN. Y aquí llevo un año, buscando trabajo sin suerte, desesperándome totalmente. Piré a Londres también unas semanas, pero en enero y tampoco...
    Y como no tengo ni paro, ni pasta, pues aquí, consumiéndome en casa de mis padres... argggggggggggg.
    Vaya!!!. Elena trabajando en Chiang Mai???. Jo, qué chulo... enhorabuena!!

    ResponderEliminar
  5. Vaya, te respondí pero no se publicó el comentario.
    Volví de Sudán del Sur (no salió bien la aventura africana con MSF). Y llevo desde marzo 2.012 buscando trabajo de lo que sea y donde sea, pero no ha salido nada. Es desesperante... Incluso me fuí unas semanas a Londres, pero nada.
    Y ya no tengo ni paro... un poco resignado, frustrado, impotente...

    Qué bueno que andeis otra vez por allí.
    Espero que tengáis un pelín de suerte!!.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Vaya, te respondí pero no se publicó el comentario.
    Volví de Sudán del Sur (no salió bien la aventura africana con MSF). Y llevo desde marzo 2.012 buscando trabajo de lo que sea y donde sea, pero no ha salido nada. Es desesperante... Incluso me fuí unas semanas a Londres, pero nada.
    Y ya no tengo ni paro... un poco resignado, frustrado, impotente...

    Qué bueno que andeis otra vez por allí.
    Espero que tengáis un pelín de suerte!!.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Vaya hombre, siento que las cosas no vayan bien por alli, la verdad es que la situacion del pais es como bien la defines, desesperante. Nosotros por eso decidimos volver a marchar. A ver si tienes suerte y encuentras algo pronto

    Animos

    Un abrazo

    ResponderEliminar