Entradas populares

Día 3 de Ghermu a Tal: "Comienzan los Ups&Downs" (18.10.2010)

En Jagat (©Elena Castillo)
No hay nada peor que confiarse en la montaña. Parece una frase lapidaria, así soltada de repente, como quien dice “hoy es lunes” o "la lluvia moja". Pero es verdad. Es tan cierta que a veces pasamos por alto cosas elementales, bien sea por distracción o por prisa, por creernos que somos los más mejores del universo, y que las cosas terrenales no van con nosotros. Y así luego pasa lo que pasa.

¿Y qué es lo que pasa? Pues que solo llevamos tres días de marcha, por las etapas iniciales del circuito del Annapurna, y ya estamos bastante rotos. Si, si, a estas alturas ¿y ya estamos así? ¡Pues si! Y que yo suponía que estos primeros días serian na de na, una pequeña tontería, un lento caminar por entre senderos bien marcados, un paseo por entre campos y pastos, tomando tecitos de vez en cuando, saludando al personal: "eyyyy, que taaaal???" en plan artista. Pues no. La realidad siempre es tozuda, y estos últimos dos días han resultado ser bastante duros, jornadas largas con continuos cambios de ritmo y sube y bajas sin parar.

travesía de Oriñón a Laredo por la costa

Playa de Liendo y murallón al fondo (©Elena Castillo)
De Oriñón a Laredo por la costa es una preciosa ruta que atraviesa las sierras de La Candina en Oriñon, y La Vida entre Liendo y Laredo. Las vistas son espectaculares, con acantilados, macizos kársticos, mar, playas, islotes y algún paso con un poquillo de vértigo para darle emoción al asunto.

Día 4: de Tal a Timang: "La loca que apedreaba a las gallinas" (19.10.2010)

Amanece en Tal  (©Iñaki Barettini)
Hoy es el primer día en el que empezamos a sufrir de verdad. A pesar de que aun no estamos a mucha altura y las etapas han sido relativamente cortas y no muy difíciles, cuesta aclimatarse a cosas como cargar una mochila a la espalda de unos 13Kg durante todo el día. Un kilo más por la mañana, cuando salimos con el depósito (cantimplora) de agua lleno, y en mi caso 1,5 Kg, ya que se me ha ocurrido la feliz idea de traerme la botella de litro y medio. Hubiera sido más práctico la de litro, ya que aquí hay agua por todas partes, al menos de momento, pero ahora, ya es tarde para lamentarse. 

Día 5: de Timang a Bhratang: "Noche surrealista" (20.10.2010)

Amanece en el Manaslu (©Iñaki Barettini)
Pasamos la noche en Timang, raro nombre el de este pueblo, suena un poco como a engaño. El caso es que para nada me siento engañado cuando en una de las incursiones nocturnas al lavabo, puedo contemplar un horizonte completamente blanco debajo del cielo estrellado. Timang es una colinita elevada al final de una dura subida (la de ayer por la tarde que termino por dejarnos baldados por completo) y desde allí, cuando está despejado, la vista del Manaslu es excepcional. Por primera vez en este viaje contemplo un ochomil, y un cosquilleo me sube por la espina dorsal, pensando, divagando, soñando que quizá algún día no muy lejano, mis piernas y mi mente puedan llevarme hasta uno de ellos...

Bagan, un templo a la memoria

Templos y más templos. Nunca se acaban, pero nunca te aburren. Así es Bagan. Uno de los lugares más míticos de Myanmar, tambien de los más turísticos, pero a pesar de ello, uno de nuestros lugares favoritos. Ese que dices, "Si vas a ir a Birmania y te tienes que perder algo, sea porque no tienes tiempo, por falta de ganas, o por lo que sea, por favor, mejor si no es Bagan..."

Thai Colours

Sera de oro de verdad?
Tenía pendiente desde hacia tiempo, hablar de Thailandia y sus colores, una de las cosas que más me sorprendió del país cuando lo visite por primera vez. Tantos colorines, tan chillones, tantos diseños pijoteros, formas imposibles, todo tan mono, tan estilo  “Candy Candy”…  No se entendería Thailandia ni el carácter thai sin sus colores. Me pregunto si no serán la misma cosa, o si Dios primero hizo el mundo en blanco y negro, para después encargar la tarea de pintarlo a los tailandeses…

Viaje hacia Bagan

Todos tirados por ahi...
Para llegar a Bagan desde Mandalay hay 3 opciones. La mas fácil y rápida es tomar un avión y en cosa de 30 minutos ya estas allí. Bueno, contando los desplazamientos desde la ciudad al aeropuerto y viceversa, mas el tiempo de antelación con el que has de estar en el aeropuerto y algún inevitable retraso, la cosa se debe poner en unas 3 o 4 horitas. Una cantidad de tiempo que parece razonable.

Lagrimas de manzana


Ha muerto Steve Jobs! Qué pena! Como a todos, me ha cogido por sorpresa. Sabíamos que estaba mal, que últimamente cuando compadecía para presentar alguna novedad, se le veía muy delgado, casi demacrado. Pero sinceramente, no me lo esperaba.

"Hello World"

Una de las cosas buenas que tienen los largos, larguísimos viajes en autobús por algunos países asiáticos, en los que pasas noches enteras medio desvelado, medio dormitando, es que durante esas horas de duermevela me vienen a la memoria situaciones vividas hace mucho, mucho tiempo.

Mandalay y las ciudades antiguas de Amarapura, Inwa y Sagaing

Foso que bordea todo el palacio
Mandalay fue nuestra segunda parada en Myanmar. Desde Yangon son 11 horas en un cómodo trayecto que nos dejo, por una vez, gratamente sorprendidos ya que nos esperábamos todo lo contrario. El bus era bastante moderno para ser Birmania y pudimos dormir (bueno dormitar) unas cuantas horas.