Entradas populares

Transportes en Asia. Parte I: Rickshaws y Autorickshaws

De viaje por Asia una de las cosas más sorprendentes e incluso divertidas es la cantidad de tipos de transporte diferentes que existen. Medios públicos, medios privados, medios semi-privados o compartidos, solo para locales o solo para turistas. De estos últimos suele ocurrir que los solo para turistas también los usan los locales y a veces son mayoría, por lo que ya no sabes al final de qué tipo se trata, si del uno o del otro. Y en los solo para locales sueles ver turistas, aunque no muchos, los más valientes estos, todo hay que decirlo...
En cuanto a las opciones de transporte, estas "vienen" en diferentes "formatos" en función del tipo de vehículo, del país e incluso de las regiones de un mismo país en que nos encontremos. Hoy me centro en dos de las más famosas, rickshaws y autorickshaws

Esta variedad y sobreabundancia de transporte es también una de las razones de la gran contaminación existente y de las famosas mascaras con las que va mucha gente por la calle. Lugares típicos en los que la polución hace estragos son Katmandú, Delhi, Bangkok, o Varanasi.

Aquí va a modo de resumen. Estos son los que yo me he encontrado y utilizado, seguro que hay de más clases tanto de tipos de vehículos como de forma de utilizarlos

1. Rickshaws o pedicab
Rickshaws en Kathmandu, Nepal
Bonita Ricksaw en Chiang Rai, Thailandia
Son bicicletas de tres ruedas que tienen detrás un asiento para una o dos personas. Están cubiertas con un techito que se puede poner o quitar ("descapotar") en función de si llueve o no, o por ejemplo cubrirse si hace demasiado Sol. En Nepal el sitio para sentarse es tan estrechito que apenas caben dos personas, digamos de constitución normal "occidental" (ellos son muy bajitos y delgaditos...). Además es muy probable que con el techo echado, tengas que ir semiencogido si tienes una altura más o menos media (1,80 es mi caso). En la India tienen un poco mas de sitio e incluso puede que puedas colocar alguna mochila más o menos grande. En Thailandia apenas existen, todo allí es más motorizado (más riqueza), aunque puedes ver alguno en algún mercado local de las ciudades del Norte (Chiang Mai, por ejemplo). En todos los casos son unos artefactos de lo más coloridos y curiosos. En Katmandú los hay en cada esquina y es usual ver a los conductores durmiendo en ellas despatarrados cuando no tienen clientes, o que te aborden cada dos por tres al grito de "rikso, riksoo??". Eso sí, hay que prepararse para negociar duro la tarifa y que el conductor 1. Entienda donde quieres ir; 2. Quede claro antes de montarte lo que le vas a pagar y 3. Que efectivamente te lleve a donde acordasteis. No es fácil, pero bueno, puede ser divertido!

2. Autorickshaws
Autorickshaw en la India y su conductor mirando...
La versión motorizada de la rickshaw. Se usan para trayectos de longitud intermedia dentro de la ciudad o bien mas difíciles y que con una rickshaw se harían eternos o muy cansados para el sufrido conductor (subir a un templo en lo alto de una colina, por ejemplo). Es difícil definir a estos locos de la carretera. Ruidosos y contaminantes 3 ruedas (three wheelers del ingles) que corren como alma que lleva el diablo por las carreteras de toda la India, metiéndose por todos los huecos, recovecos, atascos, calles y callejas, esquivando coches, buses, transeúntes, vacas, perros y todo lo que se interponga en su camino. En algunos lugares como Agra o Jaipur sus conductores son un martilleo constante, persiguiendo y atosigando a los turistas para llevarles a cualquier parte. Te los puedes encontrar a cada esquina pero suelen elegir preferentemente las salidas de las estaciones de tren o buses para abordarte y tratar de llevarte donde sea que consigan una comisión; un hotel, un restaurante, un parque, un zoo, un bazar, la tienda de su primo, lo que sea! Allí literalmente se te echan encima, a veces de una forma un tanto agresiva y si consigues pasar esa barrera humana, no será raro que entre tanto hayas tenido un dialogo del estilo:

Conductor de la Autorickshaw: A dónde vas?
Tu: No gracias
CS: Te llevo, muy barato
Tu: No, gracias, voy andando
CS: Pero está muy lejos, ¿por qué no?
Tu: Es que quiero andar
CS: ¿Por que andar? Andar no bueno
Tu: No
CS: No se puede ir allí andando, te llevo, muy muy barato (esta es a la desesperada porque yo no le he dicho a donde voy...)
Tu:--
CS: Mañana quizá? Mañana?? Cheap, veryyy cheaaap
Tu:--
Cs: Mañana OK? Mañanaaa amigo...??? Adiós amigo!!

Y luego te viene otro y lo mismo, y después otro más...

En el caso en que si que quieras que te lleve, entonces primero habrás de negociar duro la tarifa (los indios son jevi jevi en el regateo y muy orgullosos) y después procurar hacerle entender que te ha de llevar donde le has dicho. Porque posiblemente si te ve blando o dubitativo tratara de llevarte a otro sitio, a él le da igual, si cuela cuela, a un hotel o cualquier lugar donde le den algo a cambio. Le tienes que indicar bien clarito que si no te lleva a ese lugar, entonces "No pay, no money" y así ya entenderá que esta vez ha pillado a uno con el que no hay nada que hacer. Un famoso truco es que, una vez te hayas metido dentro, a mitad de camino, intente colártela y te dirá que el sitio donde quieres ir ya no existe o ha cerrado o está de vacaciones... Y entonces te proponga llevarte a otro lugar. Entonces, es cuando de nuevo hay que recordarle el "No pay, no money" con decisión y si te tienes que enfadar, pues te enfadas...

En fin, A-go-ta-dor!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario